El Paraíso de Cruz Chica

1632413258 El Paraiso de Cruz Chica

El escritor argentino Manuel Mujica Lainez ha encontrado su sitio en Paradise, su casa en Córdoba. Ahora transformado en museo, cobija sus posesiones materiales y espirituales y el ánima misma de Manucho.

“Pude irme a vivir a Florencia o bien Rambouillet, pero adquirí una casa en Córdoba pues creo que hay que sentir tu país, juzgarlo, aguantarlo, aprovecharlo para no experimentarlo. para rendirse. Debes vivir y crear en tu país ”. De esta manera nos recibe Manuel “Manucho” Mujica Laínez en su casa. O bien por lo menos se palpa su presencia en El Paraíso, el conjunto de edificaciones que el escritor adquirió a finales de los sesenta para transformarlo en su hogar y el de la familia de su esposa, Ana de Alvear. Esta casa fue para Manuel Mujica Laínez el resumen de su vida y debe haber pocas casas en el país que representen tan totalmente a su dueño como esta. Es acá donde se guardan sus compilaciones, sus libros, sus apuntes, su máquina de redactar, su pluma, su anillo de escarabajo que nos cuenta la historia de la humanidad, y todas y cada una esas huellas inapreciables que deja un autor en el sitio de su creación. . Es exactamente el mismo Manucho, como su personaje Bomarzo, quien cuenta la historia. “Una de las características particulares de El Paraíso fue la manera en que mis objetos se amoldaron a él. Todos se fueron, sin titubear, al sitio que les pertenecía, tal y como si lo hubiese adquirido para este sitio ”. El Paraíso, la casa primordial del complejo de un total de otras 6 de estilo tardío de España, es obra del arquitecto técnico León Dourge, como las 3 esenciales propiedades de la región: Toledo, Sevilla y Granada, ahora reconvertidas en alojamientos con encanto. Se sitúa en el sitio llamado Cruz Chica, a 3 quilómetros al norte de La Cima, en el Val de Punilla de la provincia de Córdoba, Argentina.

La visita a la casa-museo empieza por el comedor y desde allá se puede ver la personalidad de Mujica Laínez representada en el moblaje, en la compilación, supuestamente inacabable, de objetos de todo tipo y de todos y cada uno de los orígenes. Religiosos, místicos, artísticos, de empleo rutinario, entapices, ornamentos, estatuas. Tanto es conque ni las palabras del guía ni la mirada del visitante son suficientes para taparlos a todos. Entonces, al entrar al salón primordial, uno se siente intimidado por los personajes de las pinturas. Toda la línea familiar de Alvear, Mujica y la familia Laínez se reúne acá para discutir y rememorar todos y cada uno de los tiempos pasados, el pasado que prácticamente se puede tocar. "Acá está objetivamente, todo cuanto soy, quien navega por este lugar busca en mi corazón y en mi memoria", Manucho nos afirma sonriendo, orgulloso. La biblioteca, integrada en el viejo jardín de invierno, cobija alrededor de doce libros. El proyecto de clasificación todavía prosigue abriéndolo para su estudio. Entonces proseguirán los dormitorios del piso de arriba, su despacho y la entrada primordial de la casa, con preciosos herrajes que representan a Adán y Eva, exactamente, en el paraíso, al lado de saborear la fruta prohibida.

Te puede Interesar  El turismo espacial y sus numerosas incógnitas

Asimismo, la casa cuenta con múltiples espacios pensados ​​especialmente para el desarrollo de exposiciones, talleres, espectáculos, asambleas, conciertos, festivales, ferias. Hay un auditorio para sesenta personas, una pinacoteca con 4 espacios con posibilidad de actuar al aire libre en la entrada pavimentada bajo el viñedo para música, una exposición o bien una actuación. El eco de la voz de este gran escritor natural de mil novecientos diez y fallecido acá, en Córdoba en mil novecientos ochenta y cuatro, se escapa entre la maleza, invitando al visitante a descubrir el mágico jardín donde el visitante se va a sentir parte de esta espléndida casa-museo. El día de hoy Manuel Mujica Lainez prosigue descansando entre nosotros. Su cuerpo, en el camposanto de Los Cocos, en nuestras bibliotecas, su ánima ...

imágenes

Museo El Paraíso Manuel Mujica Lainez
Museo El Paraíso Manuel Mujica Lainez

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir

Utilizamos cookies para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestra web. Si sigues utilizando este sitio asumiremos que estás de acuerdo Mas Información