Mérida, ciudad bonita que lo tiene todo

1634117000 Merida ciudad bonita que lo tiene todo

Para mí, Mérida es una de las urbes más fotogénicas que he visitado en México. La llamada “Ciudad Blanca” tiene una identidad prácticamente tangible que se respira cuando se anda por cada calle y callejón; cuando visita bellezas increíbles como los cenotes y cuando recula en el tiempo mientras que explora las ruinas mayas.

Bienvenidos a otro capítulo. ¡Qué bueno que prosigas acá! Ahora es el instante de descubrir una de las urbes más hermosas y señaladas de mi país. ¡¡Vamos a Mérida !!

Vale la pena dedicar una semana entera a Yucatán, mas si tu estancia es corta, acá tienes ciertas sugerencias sobre de qué forma organizar tu tiempo y conocer la ciudad más representativa de Mérida y sus aledaños.

Te aconsejo que lleves líquidos, ropa y zapatos cómodos, sobre todo si tu viaje es en temporada veraniega cuando el calor y los rayos del sol son muy, intensísimos. Y si digo muy intensamente, no bromeo, las temperaturas acá están sobre los cuarenta grados, por lo que el calor es extremo. Además de esto, existen muchos lugares para visitar en esta ciudad y puede ocupar gran parte del día si deseas explorarlos todos.

Primero, explore el centro histórico con sus numerosas plazas, parques, museos y también iglesias. Te sugiero que empieces tu recorrido en el distrito de San Sebastián, justo en el parque donde se halla la Ermita de Santa Isabel. Este distrito es muy pintoresco con sus coloridas testeras y calles adoquinadas. Echa una ojeada a la capilla, el quiosco en el parque y las casas coloniales. Entonces diríjase al Parque San Juan, visite la iglesia del mismo nombre, el Mercado de San Benito o bien unos pasos más cara la parroquia de Nuestra Señora de Guadalupe. De regreso a la Plaza de San Juan, sigue unas cuadras y vas a llegar a la Plaza de la Independencia, donde existen muchas cosas que ver y visitar, empezando por el Palacio de Gobierno y después la Catedral de Mérida, que está dedicada a San Ildefonso. Con su arquitectura de estilo renacentista, esta fue la primera catedral de Latinoamérica y la más vieja de todo México. El Museo Casa Montejo es una vieja casa del siglo XVI, cuyo interior te transporta al pasado. Esta joya fue construida entre mil quinientos cuarenta y dos y mil quinientos cuarenta y nueve por orden de Don Francisco de Montejo, conquistador de la Península de Yucatán. Entonces está el Centro Cultural Olimpo, que contrasta con su arquitectura moderna, en esta zona se efectúan diferentes exposiciones artísticas y culturales. Asimismo tienes el MACAY (Museo de Arte Moderno Liceo de Yucatán), el único museo en toda la península dedicado a fomentar y propagar el arte moderno, pintoresco y escultórico. Y por último, a unas cuadras se halla el Museo de la Urbe, que exhibe una extensa gama de patrimonio cultural que ilustra el desarrollo histórico de Mérida.

Centro cultural Olimpo.
Catedral de San Ildefonso de Yucatán en Mérida
Catedral de San Ildefonso de Yucatán.

A solo una cuadra de la Plaza Independencia se halla el cautivador Parque Noble, donde vas a poder saciar tu hambre ya que este camino está rodeado de múltiples cafés, restaurants y hoteles. El campus de la Universidad Autónoma de Yucatán se sitúa en sus calles vecinas, por lo que la oferta de lugares para comer es extensa y variada. Otros atractivos para visitar en estos bloques son la Pinacoteca de Mérida Juan Gamboa, que cobija obras de la temporada del Virreinato de la Nueva España, y la Rectoría El Jesús Tercera Orden, una bella parroquia de estilo barroco que fue construida por la Orden de la Jesuitas en el siglo XVII y frente al Parque de la Madre. El nombre de este parque se deriva del monumento que hallarás que rinde homenaje a la maternidad.

Pinacoteca de Mérida Juan Gamboa
Pinacoteca de Mérida Juan Gamboa.

Haz un pequeño desvío y unas 5 cuadras en la calle cincuenta y nueve vas a llegar al Parque la Mejorada, donde asimismo vas a poder visitar su iglesia, la Galería Mérida, el Museo de Arte Popular, el Museo de la Canción y pasear por la calle de los Arcos.

Cuando retornas al Parque Noble y paseas unas cuadras más te hallas en el Parque Santa Lucía y su iglesia epónima. Este espacio se ha transformado en un santuario viviente ya que está dedicado a los músicos de la Trova Yucateca, por lo que ciertos días se pueden ver espectáculos en vivo e inclusive la tradicional serenata yucateca. La iglesia es un tanto simple, mas su papel anteriormente no es tan simple, ya que se utilizaba para cobijar a esclavos y mulatos que fueron traídos de África para servir a los españoles.

Después de salir de Santa Lucía, se hallará a 3 cuadras en el humilde parque de Santa Ana, un sitio muy sosegado y sigiloso para relajarse y reposar un rato. Acá se halla la iglesia y mercado de Santa Lucía. Espero que me hayan escuchado y hayan descansado un tanto, por el hecho de que unos metros más adelante van a ver el comienzo del Camino Montejo, la avenida primordial de la ciudad, llena de cafés, restaurants y bares, mas asimismo monumentos y edificios históricos de gran valor. cultural. Las edificaciones que claramente merece la pena retratar incluyen las casas gemelas, el Museo de Antropología y también Historia, el Palacio Cantonal y el Monumento a la Patria. Si tienes energía, puedes asistir allá para que puedas visitar cada uno de ellos de sus atractivos con tu calma.

Casona Peón de Regil, Paseo de Montejo en Mérida
Paseo Montejo en Mérida / Imagen: Wikipedia

Como has visto, cada parque y también iglesia tiene su encanto original: ciertos interiores de estos complejos religiosos son espectaculares con sus frescos, altares y atrios. Sus parques con sus tradicionales riberas encontradas, sus espacios verdes y sus arraigadas costumbres van a quedar en tu memoria. Mas eso no es todo: un tanto más lejos del centro histórico, Mérida ofrece otros muchos lugares de interés. Si te chifla viajar o bien tener turismo asimismo puedes visitar la Parroquia Nuestra Señora de Guadalupe, Parque La Plancha, Centro Cultural La Bóveda, Parque Santiago, Parque de las Américas e inclusive el parque zoológico otros muchos. Y aparte de los aledaños de estos puntos citados, hallará todavía más lugares para quedarse. Créeme, no vas a tener tiempo de aburrirte en Mérida.

Te puede Interesar  Todo lo que debes saber del marketing turístico

En su segundo día, lo invito a explorar las maravillas naturales que solo puede hallar en esta zona. No se sabe precisamente cuántos cenotes hay en Yucatán, mas hay miles de ellos; La vida no sería suficiente para visitarlos a todos, mas si estás cerca, ¿por qué razón no echas una ojeada a ciertos? Un cenote es una cuenca o bien estanque hecho de agua natural producto de la erosión del suelo que es parte del flujo de ríos subterráneos, ciertos aun anidados entre rocas o bien grutas. O sea, una belleza natural, por el hecho de que entre el agua sosegada y cristalina, las formas antojadizas de las piedras y la frondosa flora, forman una combinación de colores y entornos que te van a hacer suspirar. Hay tantas opciones de tours que te llevan a diferentes cenotes que se vuelve bastante difícil decidir cuál escoger. Mas despreocúpate allí donde vayas, seguro que te encantará y valdrá la pena. Si me puedes dar algún consejo, escoge un tour que se detenga en diferentes géneros de cenotes: cielo abierto, semiabierto y subterráneo para que tengas la experiencia completa. Activa todos tus sentidos y déjate embriagar por el encanto de estos lugares mágicos y únicos.

Cenote en Mérida
Cenote en Mérida.

Otra actividad que puedes conjuntar con el recorrido por los cenotes es visitar una hacienda henequenera. En el siglo XIX, la producción de henequén, planta afín al agave azul, fue muy popular en esta zona, que ensayó un enorme apogeo en la temporada prehispánica. Las fibras de esta instalación se emplearon para fabricar cuerdas, cabos, hamacas, cordeles, sacos, sacos, etc., siendo Yucatán el único productor. Hoy en día, la recolección de henequén ya no es una actividad predominante, mas todavía se pueden hallar ciertos cultivos que crean un paisaje idílico para buenas vistas panorámicas. Visitar una finca es como adentrarse en una pintura colonial, ciertas tienen su museo y ofrecen visitas guiadas para conocer más sobre la historia, proceso de manufactura y también relevancia económica que tuvo la explotación de esta planta e inclusive consiguió en ese entonces el adjetivo "oro verde". .

Plantas de henequén
Plantas de henequén
Hacienda en Mérida
Hacienda en Mérida.

En su tercer día, es hora de desenterrar el pasado y zambullirse en la cultura maya. Existen muchos sitios arqueológicos para visitar en Yucatán, mas ninguno es tan increíble como el conocido Chichén Itzá. Si bien está a una hora y media de la ciudad de Mérida, les aseguro que el traslado vale absolutamente la pena. Muchas empresas de turismo ofrecen un viaje de ida y vuelta a la capital maya, que es patrimonio de la humanidad. La edificación más esencial del complejo es la pirámide de Kukulkan, que se considera un símbolo de la cultura maya en todo el planeta. Si tienes la opción de reservar una visita guiada, hazlo, va a hacer que tu visita sea todavía más enriquecedora. Además de esto, investigue un tanto las próximas datas para los equinoccios de primavera y otoño para que pueda ver el espectáculo de luz y sonido en el lugar arqueológico.

Templo de Kukulkán en la Zona Arqueológica de Chichén Itzá
Templo de Kukulkán en la Zona Arqueológica de Chichén Itzá.

Si no puede salir de Mérida a toda velocidad mas no desea perderse la historia maya, la zona arqueológica de Dzibilchaltún está a solo unos minutos y es una de las urbes mayas más viejas. La edificación más importante es "El Templo de las siete Muñecas" o bien "Templo del Sol", un vestigio de suma importancia por el hecho de que a lo largo del fenómeno arqueoastronómico del veintiuno y veintiuno de marzo se eleva en el horizonte y se ubica en un sitio en el medio. la puerta y crea un espectáculo de luces y sombras en la testera oeste. Esto prueba la increíble precisión de la astronomía maya incorporada en su arquitectura. Asimismo puede visitar el Museo del Pueblo Maya con sus cuatro salas de exposiciones.

Sitio Arqueológico Dzibilchaltún 1
Zona arqueológica de Dzibilchaltún.

¿Precisas más razones para visitar este sitio? O.K., acá hay otro, admirarás el Cenote Xlacah. Le sugiero que utilice los servicios de un guía para que pueda explorar por completo este enorme parque eco-arqueológico.

Si le quedan días de viaje y energía, existen muchas urbes preciosas para visitar cerca de la ciudad. Puedes Uxmal, Valladolid, Izamal, ve a la playa en Progreso o bien conoce a Celestún. En este último se puede observar a los flamencos rosados ​​con sus movimientos "muy elegantes". Amo a estos extraños animales.

Y bueno, no podemos concluir este artículo sin charlar de la gastronomía de la zona. Claramente es uno de mis preferidos. Y es que la cochinita pibil, los panuchos, los salbutes, la sopa de lima, el queso relleno, el poc chuc, los papadzules, el relleno negro ... dios me babeo ... la lista de platos exquisitos que puedes comer acá es inacabable. Prepara tu estómago para probar todas y cada una de las comidas habituales por el hecho de que si charlamos de sabor, son reyes en Yucatán.

cochinita pibil
Cochinita Pibil.
Panuchos yucatecos
Panuchos yucatecos.

Espero que hayas gozado de este viaje por la bella Mérida tanto como . No olvides proseguirme en mis redes sociales para conocer más sobre mis próximos viajes.

Comentarios

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir

Utilizamos cookies para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestra web. Si sigues utilizando este sitio asumiremos que estás de acuerdo Mas Información